50 sacerdotes se reúnen con jefatura policial

Un total de 50 sacerdotes pertenecientes a la Diócesis de Granada, que comprende también los departamentos de Boaco y Rivas, sostuvieron un encuentro con la Primer Comisionada Aminta Granera Sacasa, Directora General de la Institución Policial.

“Y debo de agradecerles por la ayuda que nos dan como Iglesia Católica, en todas las actividades que tenemos siempre están muy atentos, entonces le damos la bienvenida a todos ustedes”, expresó Monseñor Jorge Solórzano, Obispo de la Diócesis de Granada, al momento de recibir a la Jefa Policial, quien llegó en compañía de otros mandos policiales.

El encuentro se realizó en el Seminario Diocesano de Granada, ubicado en el municipio de Diriá, donde Monseñor Solórzano dijo además que el trabajo de la Policía Nacional es como un “apostolado” en bienestar de la población en general.

“A nuestros queridos sacerdotes de las 50 parroquias de Granada, Boaco y Rivas, les agradecemos la invitación, a compartir este momento con ustedes, bien decía Monseñor, es como un apostolado el trabajo de la Policía, es una vocación de servicio que compartimos también con ustedes”, manifestó la máxima autoridad policial.

Granera dijo, que el tema de la seguridad es una responsabilidad compartida, luego de escuchar, detenidamente a algunos sacerdotes, quienes manifestaron que en sus comunidades los problemas más sentidos son los expendios de licor, droga y grupos juveniles.

“Ustedes y nosotros tenemos una responsabilidad compartida, y allí tenemos que ver como unir esfuerzos y asumir nuestras responsabilidades, sobre todos los que tienen un trabajo de educación”, enfatizó la Jefa Policial.

Asimismo, reiteró que ante estos problemas se harán acciones, destacando que el trabajo de prevención con los jóvenes ha tenido buenos resultados.

Respaldo a trabajo policial

El clero de Granada, Boaco y Rivas respaldó la labor de la Institución garante del orden público y subrayaron que un trabajo coordinado daría mejores resultados en beneficio de la seguridad comunitaria.

“Esa coordinación nos va a ayudar mucho para ser más efectivo y colaborar entre todos, Policía e iglesia católica, para el bien de la comunidad, para el bien de los jóvenes, para el bien de las familias. Yo creo que es muy positivo este encuentro, y que nos coordinemos para poder seguir sirviendo cada día mejor a la comunidad”, destacó Monseñor Solórzano.

El Padre Alfonso Alvarado, del Santuario de Popoyoapa, en Rivas, expresó que hay signos de esperanza de tener un futuro mejor con los jóvenes, haciendo un esfuerzo conjunto.

“Bien lo decía Monseñor Jorge Solórzano, pues puede compararse como un apostolado, porque ustedes están ayudando a la comunidad y están tratando de sacar adelante y de solucionar los problemas que la comunidad les presenta”, resaltó el Padre Marlon Fernández, de Santa Lucía, Boaco.

Alegre recibimiento

La Primer Comisionada Granera, antes de reunirse con el clero católico, fue recibida en la entrada del municipio de Diriá, al son de una banda filarmónica y con la presencia de estudiantes de la escuela Monseñor Abel Ruiz.

“Me siento contenta, orgullosa por su trabajo y admiración”, subrayó la niñita Gissel Ruiz, quien cargaba entre sus manos un ramo de rosas, de color roja, las que fueron entregadas a la Jefa Policial.

De igual manera, estuvo presente el Alcalde de esa localidad, Cro. Teófilo Vásquez, quien afirmó “es una de las policías más profesional que he conocido a nivel de Centroamérica, es la que realmente ha combatido con mucha eficacia lo que es el narcotráfico que es lo más importante, es el país más seguro que hay en Centroamérica”.

Al final de la mañana, el clero católico mostró su satisfacción del encuentro y de los acuerdos establecidos para contribuir con la Institución Policial en aras de la seguridad, paz y tranquilidad de las familias nicaragüenses.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *