Advertisement

Millones llegan a Roma

_3fotoprincipal
  • Portada arriba abril 23De todas partes del mundo aterrizan aviones, trenes, buses llenos y en toda clase de vehículos para la canonización de Juan Pablo II y Juan XXIII
  • La mayoría son jóvenes pero hay cardenales, obispos, sacerdotes, monjas, religiosos que se congregan en esta milenaria ciudad
  • Un amigo de Juan Pablo II, con el que viajó en 12 ocasiones, habla para Trinchera de la Noticia

María Alicia Talavera/Enviada especial de Trinchera de la Noticia

Roma. Esta “ciudad eterna” luce aparentemente normal, pese a que siguen llegando millones de peregrinos para asistir, el domingo próximo, a la ceremonia de canonización de los papas Juan Pablo II y Juan XXIII.

La semana de pascua de Italia está caracterizada porque el lunes fue feriado y el viernes 25 es día de fiesta nacional (Día de la Liberación) por lo que muchos de sus pobladores han viajado a otras ciudades. La afluencia de turistas a esta capital es por diferentes vías. En el vuelo de Alitalia que nos trajo desde Miami y que aterrizó ayer a las 12:20 del mediodia—hora local (en Managua eran las 4:20 de la madrugada) podía adivinarse quienes éramos parte de los más de tres millones que estarán el domingo en El Vaticano para la ocasion.

Para las religiosas, sacerdotes, devotos de diversas nacionalidades, periodistas, y aquellos que no son ciudadanos italianos, el trámite de ingreso migratorio es muy sencillo. El gobierno italiano no requiere de visas para quienes visiten el pais por menos de tres meses, como recién lo acordaron las autoridades de la Unión Europea.

Tan solo hay que presentar el pasaporte ante el oficial de migración en el aeropuerto Fumicino, la gestion es muy rápida y no hay, siquiera, que llenar un formulario como en la mayoría de los países, incluyendo Nicaragua. Mucho menos que le hagan algún tipo de preguntas. Simplemente “ponchan” el pasaporte, mientras siguen conversando con otros companeros de labores. Así de simple.

Erika y MATUn conocido de Juan Pablo II

Entre los pasajeros del vuelo 631 de Alitalia hacia Roma, de la noche del martes 22 estaba Monsenor Thomas Skindeleski, capellán estatal del Concejo de los Caballeros de Colón, del estado de Florida, Estados Unidos.

Él es un polaco-estadounidense muy amigo del ex secretario de Juan Pablo II y actual obispo de Cracovia, Polonia.

“Estoy muy feliz”, comento con lo de la canonizacion de Karol Wojtyla, a quien “conocí hace 40 años. Recuerdo cuando lo nombraron Cardenal, luego Papa y ahora santo”, comentó con el rostro iluminado a Trinchera de la Noticia.

Afirma que acompañó al entonces Papa Juan Pablo II en casi veinte ocasiones en sus viajes a Cuba, Estados Unidos, Polonia y también lo vio muchas veces en Roma.

Otros sacerdotes de diferentes partes del mundo también iban en el mismo vuelo desde Miami hacia Roma.

Religiosa argentina

A la llegada al aeropuerto conversamos con una joven religiosa, de nacionalidad argentina, cuyo nombre de pila es Celina pero que su nombre, en la congregacion a la que pertenece, es Joshua (Jesús, en hebreo).

Llegó a Roma no sólo para la canonizacion de los dos papas, sino que permanecerá en esta ciudad, durante varios meses realizando estudios, luego de cumplir una prolongada misión en el Medio Oriente. Ella dijo estar feliz porque la canonización de Juan XXIII y Juan Pablo II traerá, junto con el Papa Francisco, “nuevos tiempos para la iglesia”.

Entre los pasajeros viajó un equipo de televisión del canal más visto de Ecuador, así como una pareja residente en Miami que se unirá a los tres millones de peregrinos que están llegando a la ciudad. Ellos dijeron que desde el pasado mes de octubre compraron su boleto para Roma. Carmen María Sagebien se nos acercó para preguntarnos: “¿Usted va para la canonización?”. No supe cómo me identificó.

En fin, faltan cuatro días para el gran evento religioso y los turistas romanos y del exterior se movilizaban ayer por los miles de puntos de interés de la ciudad.

Carmen María, junto a su esposo, llegaron a esta capital romana porque son devotos de Juan Pablo II. Ella es ciudadana norteamericana de origen cubano y recordó que ambos estaban de visita en Cracovia, visitando el lugar donde vivió Santa Faustina, la inspiradora de la Divina Misericordia, el día de la muerte de Juan Pablo II.

Las castañas de Marco

Uno de los puntos que visitamos junto con la colega periodista Erika Ramírez, residente en Roma, fue la vía de Santa Sabina, en el sector de Avino (un lugar exclusivo) donde está ubicada la basílica del mismo nombre, el Jardín de las Naranjas, la iglesia de San Alesio, la casa sede de la Orden de los Caballeros de Malta, desde donde se puede ver una impresionante vista panorámica de una parte de Roma, incluyendo El Vaticano.

A la entrada a la Basílica de Santa Sabina- en la que, anualmente, el Papa oficia una misa en el tiempo de cuaresma—permanecía, como todos los días, Marco, un hombre mayor que vende castañas asadas que coloca en un cartucho de papel. Es una tradicion más para los visitantes de este lugar que seguramente en estos días tendrá más turistas.

Hoy, seguramente continuarán llegando más peregrinos a la “ciudad eterna”, mientras nosotros iremos al Vaticano para ver todo lo relativo a la acreditación como periodista.

En la labor de cobertura ya contamos con el apoyo del joven Federico Lucci Chiarissi, quien ha decidido estudiar la carrera de comunicacion social. Él tambien ya ha sido acreditado como parte del equipo de Trinchera de la Noticia.

(Con la colaboracion de Erika Patricia Ramirez),

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *