Santo Domingo de Guzmán y Santiago Apóstol

Por Carlos Salgado Gómez

La imagen de Santiago que está en el templo de su mismo nombre en Nagarote llegó de España, aunque no se sabe la fecha. Tomó relevancia al ser vestido de militar por el liberal José Santos Zelaya, que entró a Managua el 25 de julio de 1893, día de Santiago, a pesar que la Revolución había triunfado el 11 de julio, victoria liberal, sobre conservadores.

Aunque Santiago fue apóstol de Jesús, no un militar, el general Zelaya lo vistió como uno de sus generales rompiendo así la tradición y dando a Santiago un status diferente, hecho que le costó un “castigo eclesial”. Tenía como imagen central a la Virgen de la Asunción, en Granada, dónde radicaban los delegados principales de la religiosidad de la Capitanía de Guatemala

Algunos de sus trajes fueron donados por Anastasio Somoza García, obvio después del acto primario de Zelaya, que también en castigo, relegaron a Santiago e impusieron por la vía de los hechos a Santo Domingo de Guzmán, que venía de unas mediocres fiestas de la época desde 1843, según el matrimonio histórico de la Alcaldía de Managua.

La conquista española de América fue también una cruzada religiosa, las espadas de los reyes o caballeros de la cristiandad acompañaron a los españoles, primero en las cruzadas contra el mundo musulmán y luego en la conquista de América.

Santiago Apóstol fue venerado como el Patrono de los Capitanes de Conquista y prueba de ello es que a lo largo de la geografía hispanoamericana muchas ciudades fueron bautizadas en el momento de su fundación con el nombre de Santiago, explica el historiador leonés doctor Manuel Noguera Ramírez.

La imagen de Santiago Apóstol de la ciudad de Nagarote ha sufrido los efectos del sincretismo y la simbiosis cultural lógica, como producto de la influencia de los patrones culturales de las facciones militares de la oligarquía libero conservadora. La imagen fue vestida con uniforme de gala militar, a la usanza de un general y no de caballero de la edad media o de un capitán de las huestes de conquista.

Para la época de Santo Domingo de Guzmán, sus fiestas estaban asociadas a Santo Domingo de la Cruz, y a la vez supone a la espada conquistadora, ya que era, según el ideal de la caballería, expresaba la defensa de la fuerza de la luz contra las tinieblas, mientras la figura del jinete expresaba la fuerza expedicionaria y viajera: Santiago de Guatemala; Santiago de Cuba; Santiago de Managua a cómo la elevó Fernando Séptimo.

Varios nombres Santiago existieron en ciudades de Hispanoamérica fundadas por los primeros conquistadores. En cuanto apareció el auge de Santo Domingo de Guzmán también aparecieron símiles en Nicaragua.

Así surgieron Santo Domingo de Chontales, Santo Domingo en Managua, la iglesia en los ahora escombros de Managua y todo por el “castigo” al liberal José Santos Zelaya que hizo general a Santiago, negándose a aceptar que la relegada (de Santiago) por la Asunción y la Merced, obligó al rescate de la figura militar de Zelaya y para castigar la acción en un proceso impusieron vía de los hechos a Santo Domingo de Guzmán, aparecido a él en imagen, en 1855 y multiplicado “sus milagros” hasta ahora.

*Periodista Fundador del CPN, exPresidente UPN

 

Detenido exministro de Lula
por escándalo de Petrobras

Río de Janeiro. La Policía Federal brasileña detuvo al exministro José Dirceu, uno de los hombres más influyentes en el Gobierno del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva y condenado por corruptelas destapadas en 2005, por su presunta implicación en las irregularidades en Petrobras.

Dirceu fue condenado a diez años y once meses de prisión por el escándalo de sobornos parlamentarios destapado en el primer mandato de Lula y ahora, según confirmó la policía, fue detenido debido a sospechas de que se benefició de los desvíos de dinero ocurridos en la petrolera estatal.

El exministro, que ocupó la cartera de la Presidencia entre 2003 y 2005, fue detenido en su residencia de Brasilia, en la que desde hace seis meses cumple su pena en régimen de arresto domiciliario, tras haber estado un año y medio en prisión.

Dirceu, de 69 años, fue hasta hace unos pocos años uno de los más importantes líderes del Partido de los Trabajadores (PT), al que también pertenece la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, y durante décadas fue el más fiel escudero de Lula, quien al llegar al poder en 2003 lo nombró ministro de la Presidencia.
Desde ese estratégico cargo, Dirceu controló todos los resortes del poder durante dos años, hasta que se vio obligado a renunciar por el escándalo de sobornos parlamentarios que lo llevó a prisión.
La policía aún no aclaró las sospechas que recaen en su contra por el caso Petrobras, que ha salpicado a decenas de importantes empresarios y a medio centenar de políticos, que en su gran mayoría forman parte la base de apoyo a la presidenta Rousseff.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *