Cero bonos y facilitar trabajos

Foto: Aldo Defilippi, economista y especialista en tratados de Libre Comercio.

Por José Balladares

  • Diversificar producción exportable para ampliar masa y mejorar precios
  • No podemos seguir diciendo soy pobre, alguien tiene que ayudar. Nadie te va a ayudar”.

Ningún país pobre puede aspirar a grandes resultados en un tratado de Libre Comercio, si pretende sostener su bienestar con bonos o subsidios gubernamentales que no ayudan a largo plazo a salir de la pobreza.

“No hay que esperar que el gobierno subsidie, baje los precios, entregue bonos de lo que fuere. Hay que facilitar el trabajo”, sostuvo el Dr. Aldo Defilippi, economista especializado en tratados de libre comercio, vicepresidente de la Asociación de Cámaras de Comercio de América Latina y el Caribe y director ejecutivo de la Cámara de Comercio Americana de Perú.

Es importante mejorar la “eficiencia de la burocracia estatal y mantener la estabilidad macroeconómica” y que el gobierno cumpla su tarea de “ser un facilitador de la apertura comercial que empuja la eficiencia y la competitividad”, indicó Defilippi, que ayer brindó una conferencia a los miembros de la Cámara de Comercio Americana Nicaragüense, AMCHAM.

“La tecnología a veces ayuda, pero también atrasa, cuando pasan cosas como estas”, dijo sonriendo, cuando el monitor data show sufrió una falla al momento de presentar las filminas. “Puede ser una estrategia para que termine más rápido”, bromeó Defilippi, cuando las diapositivas interrumpieron su curso por segunda vez.

El especialista abordó el tema de los tratados de libre comercio que Perú ha firmado en los últimos años y que han llevado a este país sudamericano a ser una de las potencias emergentes en Latinoamérica, al pasar de tres mil millones de dólares en exportaciones en los años 90 a 45 mil millones en la actualidad.

Defilippi utilizó una palabra para resumir las condiciones que dan tranquilidad a un inversionista.

“Predictibilidad”, enfatizó. “Si no sabemos qué va a pasar mañana, entonces como invertir, el inversionista necesita saber qué va a pasar. Muchas veces nuestros países carecen de eso”. En este sentido el gobierno juega un papel importante, porque no se trata de tener una bola mágica, sino de “confiar en la estabilidad de las reglas del juego”.

“No hay que tener miedo de competir, pero eso sí, hay que ser competitivo, procurar la reducción de costos, mejorar la infraestructura, el acceso al crédito y desarrollar la educación técnica”, agregó.

No obstante, la estabilidad de las “reglas del juego comercial”, debe ser acompañada de buenas bases institucionales. “El sector privado somos todos, el de a pie, el que tiene un bus. Todos debemos exigir más facilidades del gobierno, tener confianza en el poder judicial. Debe existir una alianza, aunque no sea escrita. No podemos seguir diciendo soy pobre, alguien tiene que ayudar. Nadie te va a ayudar”, enfatizó.

Defilippi opinó que “si un inversionista espera una rentabilidad inmediata, estaría pensando en la especulación. Los proyectos tienen un proceso de maduración, se construye sobre bases sólidas, duraderas, es un horizonte de planeación”, mientras hacía ver que en Perú no existen subsidios de ningún tipo.

En el caso de Nicaragua, especialistas se preguntan si todos los sectores productivos están listos para enfrentar la segunda fase del Tratado de Libre Comercio con los Estados Unidos, donde AMCHAM juega un papel preponderante. Muchos productos norteamericanos comenzarán a entrar a Nicaragua desgravados de aranceles, planteando una competencia para quienes producen para el mercado local.

Analistas consideraron ayer que se debe diversificar la oferta exportadora y no sólo ampliar la masa de los productos, sino que sumar nuevas medianas y pequeñas empresas exportadoras. En cuanto al sector agropecuario, hay reservas, porque sumado al conocido problema de falta de financiamiento y carencia de tecnología, se suma ahora la sequía, que por dos años consecutivos castiga a los trabajadores del campo.

El especialista en temas de libre comercio también comentó que, además de venir a dictar una charla para intercambiar experiencias y aportar a las ideas de los exportadores afiliados a AMCHAM, su presencia también confirmaba que la Cámara de Comercio Americana de Perú está de acuerdo con que Nicaragua sea la sede, en el 2017, del congreso de las cámaras americanas de comercio del hemisferio occidental.

El economista destacó los esfuerzos de Panamá, Guatemala y Costa Rica, que como países del istmo, hacen esfuerzos por sumarse a la Alianza del Pacifico, que encabeza Perú, Chile, Colombia y México, naciones que con el interés de impulsar el intercambio comercial entre ellas, han establecido una sola embajada para hacer las gestiones pertinentes.

 

 

 

 

Un comentario sobre: Cero bonos y facilitar trabajos

  1. Mimi Juarez dice:

    Muy interezante , tambien lo vi en un programa de Tv.
    Lastima que nadie pregunto su opinion sobre los dias feriados, especialmente que acaban de pasar las fiestas de Julio, las de Agosto terminaron hace un par de dias, y ya se tinen los canones apuntando a las fiesta de Septiembre.
    En un pais en donde se trabaja a medias quien va a confiar en traerse sus ahorros para Nicaragua especialmente las/ los que vemos el retiro en los proximos dos anos.
    Esta dijo Mena, mis ahorros se quedan aqui en USA.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *