Nuevos paraísos fiscales desafían controles internacionales

*Holanda, Panamá, Suiza y Luxemburgo son los países más utilizados por los latinoamericanos para evitar impuestos a través de cuentas bancarias

Ciudad de Panamá

La utilización de paraísos fiscales se multiplicó por cinco en Latinoamérica en un periodo de quince años, en un contexto de internacionalización de las economías en el que fondos billonarios han escapado especialmente a Europa, no solo al Caribe, según datos de un informe de Oxfam.

“Una lista negra de los destinos de la evasión fiscal con sanciones de verdad efectivas haría más difícil la huida de este dinero necesario para escuelas y hospitales públicos”, dice el informe de Oxfam.

Dentro de Latinoamérica, destaca el caso de Bolivia, cuyo crecimiento se multiplicó por siete en un periodo de cinco años, aunque con volúmenes inferiores a los de sus países vecinos.

“Este incremento de la salida de capital está vinculado al crecimiento y a la internacionalización de estas economías”, comentó Susana Ruiz responsable de justicia de Oxfam durante la presentación del informe.

En ese sentido, el informe destaca a Holanda, Panamá, Suiza y Luxemburgo como los países más utilizados por los latinoamericanos para evitar impuestos a través de cuentas bancarias.

Saber cuánto dinero está oculto es difícil, continuó Ruiz, precisamente por la naturaleza misma de estos flujos, pero hay investigadores que calculan que suma aproximadamente entre 20 y 32 billones de dólares a nivel global, según el portal La estrella de Panamá.

“Un volumen equivalente al PIB de las dos potencias mundiales, Estados Unidos y China, juntas”, destacó.

Los paraísos fiscales en islas caribeñas también se han utilizado en Suramérica como salida a los activos, aunque los datos de los conocidos como “papeles del paraíso” todavía no han trascendido.

A nivel mundial, “las Islas Caimán atraen siete veces más inversión que Brasil y tres veces más que China. Más de la mitad del comercio mundial pasa por paraísos fiscales, que a su vez generan el 45 % de los beneficios empresariales”, según Oxfam.

Oxfam dice que de los 170,000 millones de dólares (mdd) que los países en desarrollo dejan de recaudar cada año, 100,000 mdd se deben a la evasión fiscal de las grandes empresas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *